Continúa el incendio que comenzó la semana pasada en el norte de Córdoba y cada día más preocupa a los vecinos de la zona que ya no saben cómo hacer para combatirlo. Cerca de 400 bomberos trabajan en el lugar codo a codo con los habitantes de la zona para extinguir las llamas que se siguen multiplicando.

Ya se quemaron alrededor de 13 mil hectáreas en lo que es el incendio más grande que se desarrolla en el territorio provincial en lo que va del año. Esa es la cifra que estiman las personas que residen entre Caminiaga y San José de la Dormida, las dos zonas más afectadas hasta el momento.

Desde el comienzo del incendio se registraron dos personas fallecidas y otra que resultó herida con quemaduras de gravedad en su cuerpo. Una de las víctimas era un joven que viajaba junto a su hermano en un Ford K, y que falleció al quedar atrapado entre las llamas. La persona herida es un camionero que se salvó de milagro luego de que una braza saltara a la lona de su vehículo.