En allanamientos desarrollados en la capital provincial y en Anisacate y San Agustín, secuestraron armas de fuego, vehículos y se detuvo a 13 personas.

Fuentes policiales informaron que durante la mañana de este miércoles, se concretó una serie de allanamientos en la capital provincial y también en Anisacate y San Agustín, en el que se secuestraron armas de fuego, vehículos y se detuvo a 13 personas; entre ellas, un policía en actividad.

La investigación, denominada «Operativo Helena de Troya», derivó en estos allanamientos que llevó adelante personal de la Dirección General de Investigaciones Criminales de la Policía de Córdoba.

La organización desbaratada estaría vinculada con múltiples ilícitos que se venían investigando.

Oficialmente, se informó que en los allanamientos se secuestraron armas cortas, calibre 12/70, FMK3 automática; «gran cantidad de cartuchos de distintos calibres»; cinco automóviles, dos motocicletas, autopartes vacías; dinero en moneda local y extranjera; 33 teléfonos celulares; documentación y dispositivos electrónicos.

Los detenidos y lo incautado fueron trasladados y puestos a disposición de la Fiscalía de Instrucción del Distrito I Turno 4, a cargo de Rubén Caro.