MASSA DISPUSO UN RECORTE DE 200 MILLONES EN GASTOS NO ESENCIALES

El Presidente de la Cámara definió dicha medida que estará vigente a lo largo de cinco meses para destinar ese ahorro al sistema sanitario, en el marco de la lucha contra la pandemia de coronavirus.

El presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, dispuso un recorte de 200 millones de pesos a lo largo de cinco meses para destinar ese ahorro al sistema sanitario, en el marco de la lucha contra la pandemia de coronavirus.

El ahorro, de 40 millones de pesos por mes, surgirá de los pasajes no utilizados por asesores y demás personal de la Cámara baja, así como otras erogaciones no esenciales para el funcionamiento del cuerpo.

Orginalmente, Massa había concebido un ahorro más importante a partir del recorte de las dietas del 40%, pero la resistencia de sectores del oficialismo, y el rechazo del presidente Alberto Fernández para generalizar esa situación a los tres poderes del Estado le pusieron un freno a la medida.

«Para tomar ese decisión se requerían consensos políticos mayoritarios dentro de la Cámara y eso no estaba presente», señalaron fuentes parlamentarias. En este contexto, Massa finalmente dispuso que la reducción de las dietas sea una decisión voluntaria de cada uno de los legisladores.

Como gesto de austeridad y solidaridad frente a la situación de emergencia por el Covid-19, el jefe del Frente Renovador avanzó con un recorte más modesto, que no necesita del acuerdo institucional de los bloques, y que le permitirá, al menos, tener un fondo de emergencia a disposición del sistema sanitario.

Por estas horas, el interbloque Juntos por el Cambio medita si avanzar o no unilateralmente con una quita voluntaria del 30% en las dietas de sus diputados, propuesta que hizo pública a través de una carta abierta al presidente Alberto Fernández, y que pretendía que se hiciera extensible a los cargos de alto rango de los tres poderes del Estado.

En el Frente de Todos, en tanto, cobró impulso un proyecto de ley del jefe de la bancada, Máximo Kirchner, que está en etapa incipiente de borrador, para crear un fondo de emergencia a partir del cobro de un impuesto extraordinario que tributaría el 1% más pudiente de la sociedad: los que entraron al blanqueo del 2017, sectores con patrimonios declarados por millones de pesos, exportadores, cadenas de supermercados y otras empresas con rentabilidad extraordinaria.

Fuente: Noticias Argentinas

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *